Un mural en honor al legado de Grodman

María José Guerra, egresada del CUAAD, busca reconocer a esta mujer, cuyo trabajo en vida derivó en los apoyos que estimulan el desarrollo artístico en Jalisco

0
59

Con la mirada puesta sobre los monumentos más icónicos de Guadalajara, Pyrrha Gladys Grodman, una mujer cuya labor se convirtió en una pieza importante para el apoyo artístico en Jalisco, está inmortalizada en la pintura mural Homenaje a Grodman: del amor al arte a las becas, creada por la artista María José Guerra Mendoza, de la licenciatura en Artes Visuales para la Expresión Plástica del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD).

Tras un trabajo que implicó varios años de gestión, esta obra por fin vio la luz y fue presentada en el CUAAD campus Artes, donde ya se encuentra en el Aula de Tutoría de este plantel.

«A TRAVÉS DE UN COLIBRÍ NARRO CÓMO EL AMOR AL ARTE SE CONVIERTE EN ESA PIEZA QUE NECESITAN MUCHAS JÓVENES».

Mural en honor a Gladys Grodman, por María José Guerra
María José Guerra, de la licenciatura en Artes Visuales para la Expresión Plástica, presentó su obra en el CUAAD Artes. Fotografía: Angélica Aurora Grajea Díaz

«El colibrí se convierte en una pieza de rompecabezas que cae y que en dos billetes completa la frase ‘Hay talento, sólo falta tu titulación’. Es un generoso donativo que, por amor al arte, Gladys Grodman creó en forma de becas».

La artista recordó que esta mujer médica forense, de origen estadounidense, trabajó incansablemente en el altruismo y tuvo una especial predilección por el desarrollo artístico en Jalisco.

Ella amasó una fortuna que, después de su fallecimiento en 2014, fue destinada a la creación del Legado Grodman, administrado por la University of Guadalajara Foundation.

Con estos recursos cada año se apoya a jóvenes creadores jaliscienses, que atienden y cubren los requisitos de la convocatoria. Son cuatro tipos de becas los que el Legado Grodman ofrece, además de estancias en el extranjero, hay otras para estudios de licenciatura (en este caso no aplica sólo para bellas artes), posgrados y titulación.

Mural en honor a Gladys Grodman, por María José Guerra
La artista plástica rinde homenaje a la benefactora Gladys Grodman, cuyo legado ha fomentado el desarrollo artístico de creadores jaliscienses. Fotografía: Angélica Aurora Grajea Díaz

Esta obra, asegura María José Guerra, también está dedicada al maestro Everardo Camacho y a la University of Guadalajara Foundation, que han continuado la labor de Grodman. «Esto es una forma de agradecerles».

La pintura es un acrílico sobre tela, de 1.3 metros por 2.58 metros. Está en un bastidor lo que lo hace portátil. Se encuentra en el Área de Tutorías del CUAAD Artes, por lo que cualquier estudiante puede contemplarla.

La creadora se dijo dispuesta a que su pintura pueda transportarse a cualquier instancia universitaria que guste exponerla.

La historia detrás de esta pintura, cuenta su autora, data de cuando Everardo Camacho le informó sobre las becas del legado Grodman; ella, al no poder cumplir con los requisitos, decide informarle a su colega y amigo Obed Calderón, quien sí logra obtener el apoyo para hacer una estancia en Florencia, Italia.

«Él adquirió conocimiento y cuando regresó a Guadalajara tomé uno de sus talleres, en donde me enseñó la técnica del mural al fresco y otras técnicas italianas y mexicanas. Ese conocimiento lo utilicé en favor de esta obra, me sentí con la responsabilidad de hacerla bien».

Ahora María José Guerra se encuentra en el proceso de titulación y está trabajando en un protocolo para ser favorecida con este apoyo, por el cual trabajó toda su vida Gladys Grodman.