Egresado del CUAAD concluye rodaje de la película “La eterna adolescente”

El segundo largometraje del director Eduardo Esquivel se filmó con el apoyo de FONCA, FOCINE, COFIEJ y el fondo francés Aide aux Cinémas du Monde

0
358

Una helada Guadalajara trae el recuerdo más doloroso de una familia. Es víspera de Navidad y tres hijos vuelven a casa porque su madre, Gema, ha intentado quitarse la vida. El álbum de la familia y los videocasetes irán desentrañando los fantasmas del pasado.

Sobre eso trata La eterna adolescente, el segundo largometraje de Eduardo Esquivel (Las flores de la noche), egresado de la licenciatura en Artes Audiovisuales del Departamento de Imagen y Sonido (DIS), del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD).

“Aquí mostramos lo complejo que es hablar de la salud mental, pues el suicido se habla muy normal o como algo que habita sigilosamente. La película la abordamos desde las anécdotas no nombradas que habitan en las historias familiares”, dijo el cineasta.

“Es un gran homenaje a las mujeres de las familias: a mi abuela, a mi madre y a mi tía, quien murió de adolescente. Es sobre estas historias tan brillantes y femeninas y llenas de un universo pop cosmético de una familia de clase media trabajadora de Guadalajara”, abundó.

Dicho filme, cuyo equipo de producción está integrado por talentos egresados de varias carreras del CUAAD, recientemente concluyó su rodaje con locaciones en Guadalajara, Manzanillo y Toronto, Canadá.

Para la realización de La eterna adolescente se ha contado con el apoyo de diversos estímulos:

  • Programa de Fomento al Cine Mexicano (FOCINE).
  • Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA).
  • Convocatoria de Apoyo a Largometrajes, Filma en Jalisco (COFIEJ).
  • Y el fondo francés Aide aux Cinémas du Monde.

Este trabajo es producido por Omar Robles Cano, Julia Cherrier y Carlos Hernández. Y es una coproducción de Muchachxs Salvajes, Calouma Films e Ikki Films.

El elenco lo integran Magdalena Caraballo (31 días), quien hace el papel de Gema, la madre y abuela; Teresita Sánchez (Totem), Emma Dib (Nuestras madres), Andrés David y Ruth Ramos (La región salvaje).

Eduardo Esquivel mencionó que ahora que inicia el proceso de postproducción se espera que el filme se pueda estrenar el próximo año.

Una mirada al pasado de una familia tapatía
Además de ser un homenaje a las historias de fracturas que se viven dentro de las familias y cómo sanarlas, la película también hace un homenaje a la nevada que cayó en Guadalajara en 1997, a la par de que la narrativa transcurre en presente y pasado.

“Se atraviesa una temporada en los años 90, que es cuando una de las hijas graba el material (del archivo familiar), ahí vemos una crisis y los años maravillosos. La intención es llevar la experiencia al momento más lindo y genuino”, detalló Esquivel.

Construimos una gran dinámica escénica con los actores para crear un archivo familiar: videocasetes, con cintas reales que fueron filmadas; también un trabajo de maquillaje y vestuarios, y un gran entrenamiento actoral. Hicimos dos películas, el presente y el pasado, con dos casting distintos”, compartió.

Para el director tapatío este es uno de los trabajos más emblemáticos que ha hecho, no sólo por el gran sentido de compromiso de todo el equipo de producción hacia la película, sino también porque ésta tiene inspiración en su propia familia, sobre todo de su madre y su tía.

“Esta película implicó aproximarme a mi madre durante sus últimos años de vida. Es una relación directa con la muerte y desempolvar los archivos familiares”, relató.

“Desde pequeño he tenido una fascinación por las arterias familiares, particularmente por las historias de las mujeres de la familia de mi madre; son las historias con las que crecí, con una mirada curiosa y con muchas preguntas”.

Es así que en la historia el personaje que interpreta Ruth Ramos (también egresada del CUAAD) funge como la parte que interpela a Eduardo Esquivel, por ser la nieta de Gema y miembro más joven de la familia que va desentrañando todo a partir de los archivos familiares.

La historia se enfoca en Gema, una madre y abuela que vive en un estado de nostalgia, y su relación con sus tres hijos: una madre muy conservadora, una hija más joven que migró al Norte para alejarse de todo y un hijo que es gay.

Recalcó que con este filme se busca visibilizar cómo las madres, abuelas y tías tienen que librar batallas emocionales muy duras, de las que poco se habla: injusticias, maltratos y abusos, violencias.

Atentamente
“Piensa y Trabaja”
“2023, Año del fomento a la formación integral con una Red de Centros y Sistemas Multitemáticos”
Guadalajara, Jalisco, 31 de marzo de 2023

Texto: Iván Serrano Jauregui
Fotografía: Producción de “La eterna adolescente”

FuenteUniversidad de Guadalajara
Artículo anteriorAMG desperdicia el agua de lluvia equivalente a 227 veces el Estadio Jalisco
Artículo siguienteInvestigadoras del CUTonalá identifican microplásticos en playas de Puerto Vallarta
Iván Serrano Jauregui
Periodista cultural. Reportero, locutor, editor, productor multimedia. Licenciado en Periodismo, por la Universidad de Guadalajara, y egresado de Ingeniería en Sistemas Computacionales, por la Universidad Autónoma de Guadalajara. Aficionado de la cultura popular.