Pandemia abre posibilidad de formar a más periodistas en temas de salud

Presentan webinar “COVID-19: Periodismo en tiempos de pandemia”

0
20

Cuando inició el aislamiento social por el COVID-19, el gremio periodístico fue de los primeros que se expuso a contagiarse, dado que la información no ha dejado de generarse. Al mismo tiempo, la pandemia también propició una infodemia: imperaron las noticias falsas que se transmitían mediante WhatsApp u otras redes sociales, además de tener que traducir el lenguaje de la medicina para plasmar ideas certeras en notas informativas.

Esta serie de situaciones han determinado una oportunidad para el periodismo de formar a profesionales en temas de salud y salud pública, a fin de crear contenidos de calidad para la población.

Sobre este tema charlaron cuatro periodistas en el webinar “COVID-19: Periodismo en tiempos de pandemia”, transmitido este miércoles por las redes sociales de la Universidad de Guadalajara (UdeG), Radio UdeG y Canal 44.

La Presidenta del Jurado del Premio Nacional de Periodismo (PNP), Soledad Jarquín Edgar, señaló que la situación de riesgo para los y las periodistas aumentó con la pandemia, no sólo en la seguridad, sino en los mismos ingresos económicos.

Redujeron desde el 10 hasta 50 por ciento de su salario (en los medios donde trabajan) y algunos fueron despedidos. Todos estamos en esa situación de riesgo, que se ha aumentado por la pandemia”, declaró.

La situación empeora cuando se trata de periodistas que también son madres que ejercen cuidados en el hogar y la crianza, pues tuvieron que lidiar con concentrarse en el trabajo en casa y su labor profesional, manifestó.

En cuanto al tema de la preparación en temas de salud sobre el coronavirus, dijo que “esta es una oportunidad para que haya una especialidad”.

Que empecemos a creer más en la necesidad de que haya más periodistas que se especielicen en ese ramo. Ojalá que en este tiempo surjan nuevas especialidades, sólo así se podrá realizar un trabajo con más profesionalismo”, externó.

Guadalupe Camacho, periodista especializada en temas de salud, recordó que al inicio, cuando no se sabía cómo se comportaba el virus, empezaron a surgir pseudo periodistas que dieron a conocer información falsa.

“Es importante verificar la información que consumimos, se debe poner rostro a la información, saber si el médico, paciente o quien habla está sustentado por una institución oficial, academia, universidades, y verificarse en redes sociales quién es quién”, dijo.

Recalcó que el trabajo de las y los periodistas de salud es traducir el lenguaje científico para la gente, porque el público meta son las familias, los enfermos, la gente de pie. “Muchos doctores no quieren dar entrevistas a periodistas porque dicen que les cambian lo que dicen; pero lo modificamos porque no se les entiende. Es importante que los médicos tengan el tiempo de hablar con los periodistas, sabemos que están saturados o cansados, pero si no lo hacen ellos, lo harán charlatanes”, manifestó.

La pandemia de desinformación, dijo, se va a controlar si las personas siguen las recomendaciones de sus gobiernos.

“Debemos aprender a informarnos, entender que este es un virus mortal, es un asunto científico que debemos entender, conversar en familia y seguir adelante”, subrayó.

La Directora de la plataforma de periodismo Salud con Lupa, Fabiola Torres, dijo que su medio acaba de cumplir un año de labores, con lo que han buscado reformular el periodismo enfocado en la salud pública y bienestar colectivo.

“Era importante que en Latinoamérica hubiera quien haga fact checking y notas explicativas en temas de salud. Tenemos un espacio donde reunimos testimonios de personas de distintos oficios que son afectados por el coronavirus, la violencia, los conflictos de la industria farmacéutica y alimentaria en América Latina”, informó.

El periodismo de salud exige contestar preguntas sencillas que parten de la audiencia, y muchas han surgido durante la pandemia, dijo.

“Las y los periodistas debemos de entender los procesos de los conocimientos científicos. En este momento, gracias a Internet, tenemos más papers que pueden ser motivo de noticias, y el reto es encontrar las fuentes fidedignas”, reflexionó Torres.

Ejemplificó que en Salud con Lupa han presentado notas que contienen lo alarmista de otros medios con respecto al COVID-19; como en la que explican que aunque el virus ha mutado, eso no lo hace más peligroso.

“Necesitamos más periodismo que haga contexto y que ayude a reducir ese nivel de incertidumbre. El periodismo se ha enfrentado a algo nuevo, y encontrar las respuestas que se exigen es difícil, eso significa una responsabilidad de que tenemos que encontrar las fuentes más confiables y que nos toca decir a nosotros”, subrayó.

La periodista Ivabelle Arroyo condujo el webinar y pidió a las ponentes brindar consejos para identificar noticias falsas.

Jarquín Edgar dijo que hay que preguntar de qué medio vino la información que se está consumiendo. “Hay que identificarlos, y preguntarnos qué responsabilidad ha asumido hoy y siempre ese medio”.

Guadalupe Camacho puntualizó que los titulares suelen ser muy escandalosos, alarmistas, fantásticos. “Titulares como ‘¡Ya no hay respiradores!’, ‘¡Nos vamos a morir!’, ‘¡El virus es una conspiración de los ricos del mundo!’; pero también son las notas que prometen curas”.

Para constatar la información, abundó, debe buscarse en varios medios, sobre todo de prestigio.

Se pueden ver todos los webinars que se han organizado desde hace dos meses y medio, en el micrositio http://www.webinars.udg.mx/

Atentamente
“Piensa y Trabaja”
“Año de la Transición Energética en la Universidad de Guadalajara”
Guadalajara, Jalisco, 8 de julio de 2020

Texto: Iván Serrano Jauregui
Fotografía: Cortesía UdeG