Investigadora del CUCiénega ingresa a la Academia Mexicana de Ciencias

La doctora Florentina Zurita Martínez es pionera en proyectos para el tratamiento de aguas residuales a partir de humedales con plantas de ornato

0
25

Durante 25 años, la doctora Florentina Zurita Martínez investiga alternativas para el tratamiento de aguas contaminadas a partir de las posibilidades que brinda la naturaleza.

Desde el Centro Universitario de la Ciénega (CUCiénega) de la UdeG, con sede en Ocotlán, ella no sólo ha creado proyectos para la mejora ambiental, sino que se ha consolidado como pionera en México de las tecnologías alternativas para la limpieza del agua.

Debido a la relevancia de sus investigaciones, recientemente se anunció que esta profesora investigadora formará parte de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC), un logro que le llena de satisfacciones y mediante el cual podrá hacer mayor difusión de su área de acción.

“Me he dedicado al tratamiento de aguas residuales, a la calidad del agua, al estudio de los humedales construidos (antes llamados artificiales), que son tecnologías de bajo costo, construcción, operación y mantenimiento y que son alternativa a los sistemas convencionales para limpiar las aguas que generamos”, compartió.

“Soy pionera en el mundo en proponer el utilizar especies ornamentales de plantas en los humedales para darles un valor agregado a fin de hacerlas más atractivas para que se utilicen ampliamente”, agregó Zurita Martínez.

Dijo que su entrada a la AMC le permitirá seguir realizando su trabajo, impulsar la consolidación de la comunidad científica, promover la investigación y la divulgación de la ciencia. “Ahora el compromiso es todavía mayor”, abundó.

“Entrar a la AMC es una gran satisfacción; como científica es algo que siempre nos gustaría lograr, y después de una larga trayectoria se logró y estoy muy feliz por mí y por la Universidad de Guadalajara”, recalcó.

La doctora hizo hincapié en que este triunfo se lo debe en gran parte a su familia: a su esposo e hijas, que en todo momento le han apoyado. Y recordó el rezago de las mujeres en la academia y la ciencia, por lo que se debe seguir trabajando en generar las condiciones para impulsarlas.

“Hasta 2021, en la AMC había alrededor de tres mil miembros, pero únicamente 775 son mujeres; mientras que en el Sistema Nacional de Investigadores (SNI) son más de 40 mil, sólo alrededor de un tercio somos mujeres. El número de mujeres es aún inferior que el de los hombres, porque a nosotras nos cuesta muchísimo más”, subrayó.

Zurita Martínez es nivel 2 del SIN; también es ingeniera química por el Instituto Tecnológico de Oaxaca, maestra en Ingeniería con especialidad en Ingeniería Ambiental por la UNAM y doctora en Ciencia en Tecnología por el Centro de Investigación y Asistencia en Tecnología y Diseño del Estado de Jalisco (CIATEJ). Desde hace 25 años trabaja como docente investigadora en el CUCiénega de la UdeG.

Identifica plantas de ornato que pueden contribuir a la limpieza de ríos y lagos
Como parte de la creación de humedales destinados a la limpieza de cuerpos de agua, la doctora Zurita Martínez ha comprobado que plantas de ornato como el lirio (Iris sibirica) o el alcatraz (Zantedeschia aethiopica) resultan efectivas.

“El lirio de cuaresma es una especie que ha mostrado sorprendentemente una gran resistencia y capacidad de adaptación a los sistemas para remover compuestos farmacéuticos, metales pesados como el arsénico, así como para resistir las vinazas que se generan en la industria tequilera”, detalló.

Dijo que el papel de las plantas es promover una rizósfera o zona donde se desarrollan microorganismos que ayudan a la remoción y degradación de contaminantes. Y añadió que los humedales de tratamiento son un diseño ingenieril, es decir, como una planta de tratamiento tal cual, “entonces, requiere de espacio, condiciones”.

“Pero también se podría pensar en alternativas que no son humedales, pero sí recuperar la vegetación ribereña para evitar que la contaminación llegue a los ríos cuando llueve, soluciones basadas en la naturaleza, etcétera”, manifestó.

Urge tratar las aguas que fluyen en La Ciénega
Uno de los problemas más graves en la región Ciénega de Jalisco es la contaminación del agua del Lago de Chapala y los ríos Santiago y Zula; este último proveniente de la región Altos Sur y que arrastra las vinazas y agroquímicos de las productoras de tequila.

“Hablando del río Zula me he encontrado en los recorridos, junto con el equipo de trabajo, que las vinazas no son el único problema, pues hay descargas permanentes de las aguas residuales que generan las localidades que no están recibiendo tratamiento”, alertó.

Recalcó que el problema de la contaminación del agua se resiente porque en Jalisco “hay muchas plantas de tratamiento abandonadas. Se construyen, operan, y luego ya no hay dinero para mantenerlas y luego las abandonan”. Sin embargo, aunque dichos proyectos ya están estudiados y comprobados, no se han implementado aún.

“He participado en muchos congresos en Europa, donde esta tecnología se trabaja bastante. Allá se trabaja muy fuerte de forma conjunta entre la academia, la iniciativa privada y el gobierno, y acá en México seguimos trabajando completamente divorciados”, denunció.

Informó que esta región de la entidad es un espacio ideal para implementar los humedales, pues sus características están pensados para zonas rurales. El sueño de ella, dijo, es ver que la Ciénega un día esté llena de estos sistemas para limpiar el agua.

Atentamente
“Piensa y Trabaja”
“2022, Guadalajara, Hogar de la Feria Internacional del Libro y Capital Mundial del Libro”
Guadalajara, Jalisco, 25 de noviembre de 2022

Texto: Iván Serrano Jauregui
Fotografía: Rafael Becerra García